viernes, 18 de febrero de 2011

Una estaca clavada.



" Nadie me dijo que la justicia fuese
una estaca clavada en el pecho del tiempo,
mojón que marca el punto de la historia rota
y el comienzo de lecturas por siempre insatisfechas,
prolongando la herida sin más razón
que un empacho de verdad y su terca resistencia".

Sergio Rodríguez.



Supongo entonces que la justicia es esto. Empacharme de toda la poesía que leo por exigencias del guión desde hace una semana, las verdades de Sergio Rodríguez, de Josep M.Rodríguez, de Antonio Lucas. Y Rodin como bálsamo inevitable. El cansancio, el dolor de cuerpo, el tabaco. Salir a la calle como una exploradora, esquivando los lugares a los que siempre íbamos, enfrentándome a ellos cuando me es posible. Y ya no tengo náuseas, y el odio nunca fue una solución posible. Sólo tristeza, incertidumbre y vacío. Sólo tristeza. Y nada más.

miércoles, 16 de febrero de 2011

Frío.





"Ha empezado a llover y el viento mueve
el agua de los charcos.


El cielo es una fuente gigantesca,
una de aquellas fuentes
que visitamos juntos cuando eras
como una de las líneas de mi mano:
marca en la piel,
misterio indescifrable.
El viento mueve el agua de los charcos
mientras busco refugio en un portal
esperando que cese la tormenta (...)"


Josep M. Rodríguez. Frío.










Nunca llevo paraguas. Tal vez por eso siempre acabe empapándome de más. La lluvia sana, el frío me libera los pulmones, el viento es la imponente herida de la medianoche. La lluvia duele.

lunes, 14 de febrero de 2011

Paloma.

 Andrés Calamaro



Mi vida, fuimos a volar
con un solo paracaídas
uno sólo va a quedar
volando a la deriva






domingo, 13 de febrero de 2011

Palabra como bálsamo.




Recitar a pesar de la tristeza. La voz firme, a pesar del temblor de las entrañas, de la dificultad de los pulmones. Recitar como bálsamo. Recitar, y subir al escenario y que no me falten fuerzas para gritar mis versos, para explicar, sin más palabras que las del poema, porqué vomito, porqué grito las verdades del papel, y me reafirmo, y siento que sí, que fue verdad y que soy fuerte, y que es verdad, que duele, que la palabra es cierta, y que desgarra, y que todo ha terminado.

Gracias a TODOS por venir, sin vosotros no hubiera sido posible.