lunes, 5 de septiembre de 2011

El final del verano.


"Nos desconocíamos
en cada encuentro
como dos mimos sin memoria
(...)
inútil y apasionadamente
la ardiente ortografía del ahora
(...)
Encantada, señor
de no haberlo conocido".

Ana Teja de Juana, Con el alma al cuello.






Qué bien que Septiembre esté de vuelta.

1 comentario:

  1. Llegar, acercarse y no tocarse. Ni siquiera olerse los párpados. Un beso,

    ResponderEliminar